text.skipToContent text.skipToNavigation
Conoce el Perú en Semana Santa

05.07.2019

  • Viajes
Semana Santa nos ofrece unos días de descanso y reflexión, ideales para pasar tiempo en familia. Aprovechemos para viajar por el Perú y conocer las maravillosas actividades religiosas que se realizan en las diferentes regiones.

Si en estos días feriados no quierenquedarse en casa, pueden aprovechar para hacer un poco de turismo interno.Nuestro país nos ofrece destinos increíbles y durante la Semana Santa, ademásde disfrutar de los paisajes, podremos conocer los platos típicos y costumbrespopulares de esta celebración religiosa que año a año atraen a miles de fielesy turistas.

El fervor del pueblo peruano esreconocido en todo el mundo. En el portal www.ytuqueplanes.com de PromPerú,podrás conocer las actividades programadas para estos días en todas lasregiones del país.

Aquí te cuento las más conocidas:

Ayacucho. Aquí la Semana Santa se vive de una maneraespecial. El fervor del pueblo ayacuchano es reconocido y admirado en todo elmundo. De todas las actividades que se realizan, las más impresionantes son"El Encuentro" que se lleva a cabo el Miércoles Santo. Ese día, lasimágenes de San Juan, María Magdalena, la Verónica y la Virgen Dolorosa se encuentranen la Plaza de Armas con la de Jesús. La segunda actividad más importante serealiza el Domingo de Resurrección. A primera hora de la mañana sale de lacatedral la imagen de Cristo Resucitado sobre una enorme anda luminosa quealumbra toda la cuidad en penumbra. Las campanas de la iglesia suenan y lasbombardas parecen despertar a todos los habitantes.

Tarma. Los fieles diseñan y elaboran coloridasalfombras y arcos de flores que adornan el camino por donde pasará las imágenesque salen en procesión durante la Semana Santa. El fervor religioso no solo sevive en la ciudad sino también en el Santuario del Señor de Muruhuay a unos 10kilómetros de Tarma. Cientos de turistas llegan hasta la gruta donde se ubicauna cruz natural sobre la roca que ha sido venerada desde el siglo XIX.

Cajamarca. Una de las costumbres más importantes deSemana Santa es la procesión de cruces que se realiza en Porcón, en la que losparticipantes decoran sus propias cruces que pasean en Domingo de Ramos luegode la entrada de Jesús sobre un burro. El Jueves Santo, en la localidad deContumaza se pueden apreciar a los penitentes caminando por la ciudad. Vanencadenados a unas pesadas tablas de madera y vestidos de negro o de blanco.Algunos con varas de metal atadas a sus tobillos y descalzos en señal desacrificio por Jesús.

Trujillo. Cada Semana Santa rinden homenaje al Señor de laMisericordia que sale en procesión por las calles principales. El ViernesSanto, luego del Sermón de las Siete Palabras, doce personas vestidas de blancoquitan los clavos del Cristo. 

Muy cerca de Trujillo, está el pueblode Moche, cuyas celebraciones en Semana Santa han sido declaradas PatrimonioCultural de la Nación. La fiesta dura 10 días, desde el Viernes de Doloreshasta el Domingo de Resurrección, ocasión donde se come la famosa Sopa Teólogaque contiene pavo, arroz, chancho, lentejas, garbanzos, huevo, aceitunas y unarosca de fiesta.

Cusco. Si bien las celebraciones más populares se realizanel Domingo de Ramos, el Jueves y Viernes Santo y el Domingo de Resurrección, enCusco el lunes de Semana Santa también es un día muy importante, pues serealiza la procesión del Señor de los Temblores. Esta tradición se iniciódespués del terremoto de 1650 que azotó la ciudad y cuenta que solo cuandosalió la imagen a las calles cesaron las réplicas del fuerte sismo. El Señor delos Temblores recorre la ciudad durante más de 6 horas acompañado de miles defieles.

Arequipa. Una de las costumbres más populares de la CiudadBlanca es la representación del Vía Crucis que se realiza el Viernes Santoalrededor de la Plaza de Armas. Las celebraciones se acompañan con feriasgastronómicas que atraen tanto a residentes como a turistas, quienes disfrutande los platos típicos de la comida arequipeña como el chupe de camarones, elrocoto relleno y el adobo.

 


Cuéntame lo que piensas