text.skipToContent text.skipToNavigation
Cuentos para niños

19.04.2021

  • Para tu familia
Los libros y cuentos infantiles son muy importantes para tus hijos. ¿Sabes cómo enseñarles el hábito de la lectura? Conoce esa y otras respuestas en este artículo.

Todos los niños adoran los cuentos, sobre todo los que leen con papá o mamá pero los cuentos para niños también sirven para aportar información útil, educar a los niños, crear buenos hábitos, impulsar a la reflexión, favorecer la concentración y sobre todo que los más pequeños se diviertan, nos dice la ONG española Educo.

Por eso, recopilamos una selección de los mejores cuentos infantiles para que los niños aprendan a familiarizarse con el hábito de la lectura desde muy pequeños. Estos son los libros que recomiendan Combel Editorial y los sitios web Educación 3.0 y Guía Infantil.

Leo, leo

Portada ¡Ay, mi Tina!

¡Ay, mi Tina!

Tina es una niña muy atrevida y traviesa. En su vida nunca faltan los ‘Ays’, ‘Ehs’ y ‘Glups’. Felizmente, su madre siempre está cerca para ayudarla. Este es un libro que lleva muchas onomatopeyas para que los más pequeños puedan asociarlas a las acciones que las originan. Es ideal para los primeros lectores de 3 a 6 años.

Cuando las cosas se mueven.

Cuando las cosas se mueven. ¿Quién tiene la culpa de que los árboles se ladeen o los leones se despeinen? ¿Por qué las cosas se mueven en la selva? Estas son algunas de las preguntas que rondan en este cuento, pensado para los primeros lectores, curiosos por descubrir más y más historias.

Portada Cuando las cosas se mueven
Portada El fantasma Nicanor

El fantasma Nicanor.

El fantasma Nicanor. Nicanor es un fantasma que tiene 600 años y ha decidido cambiar de vida. Ahora quiere formar una familia. ¿Lo logrará? Este libro aborda las emociones, con un tono humorístico.

El gigante bonachón.

Un cuento corto basado en el cuento de Roald Dahl, titulado 'El Gran gigante bonachón'. Enseña valores como el respeto a las diferencias, la importancia de la amistad y el valor del coraje. No te pierdas la historia de Sofía, una niña que vivirá una emocionante aventura.

Portada El gigante bonachón
Portada El cuento que no quería escribirse

El cuento que no quería escribirse.

Conoce la historia de Savannah, una niña que debía escribir un cuento para su clase de Lengua, pero el lápiz no se dejaba agarrar. Al lápiz le gustaba bailar sobre la mesa junto a las pinturas de colores. Una historia que enseña a los más pequeños sobre el significado de la frustración, de una forma entretenida.

¡Me aburro!

¿Quién dijo que el aburrimiento no puede enseñarnos cosas geniales? Este libro enseña a los padres a comprender la importancia de dejar que sus hijos se aburran para encontrar, por ellos mismos, sus propias herramientas para entretenerse. ¡Una lectura muy divertida para los niños!

Portada ¡Me aburro!

¿Cómo lograr que mis hijos lean?

De seguro, muchos padres se están preguntando cómo lograr que sus hijos lean desde que son pequeños. Sobre todo en un mundo donde la tecnología puede resultar mucho más atractiva para ellos, pero no hay nada de qué preocuparse, solo presta atención a estos consejos que brinda la ONG española Educo para lograrlo.

Ilustración de niña leyendo libro

Un ambiente adecuado.

Busca un lugar de la casa que sea completamente cómodo y con buena iluminación, esto los invitará a leer. Además, procura que esos espacios no se encuentren cerca a televisores, computadoras o teléfonos celulares, así estarás contribuyendo a su concentración.

Ilustración de niño ordenando libros

Déjalos elegir.

Ellos más que nadie conocen lo que les gusta y saben qué es lo que los cautiva, así que déjalos elegir sus propias historias. En paralelo, puedes proponerles otros libros que incrementen su curiosidad por los libros o aborden temas importantes para su desarrollo.

Ilustración de familia leyendo libro

Enseña con el ejemplo.

Tú eres su mayor referente, por eso, es importante que los más pequeños vean que también disfrutas de la lectura.

Ilustración de niña y madre

Muestra interés por sus lecturas.

Pregúntale a tus hijos por los personajes del libro e intercambien opiniones al respecto. Mostrar interés es importante para motivarlos a seguir leyendo.

Ilustración de niña leyendo libro rojo

Leer no es una obligación.

La lectura fue hecha para disfrutarla. Por eso, es importante que tus hijos entiendan que esto no se trata de un castigo o una obligación sino de una forma de divertirse. Y si hay un libro que ya no quiere seguir leyendo, está bien permitírselo. Luego puedes encontrar otras formas de hacer que recupere el gusto.

Ilustración de niño superhéroe

Crea voces y actúa.

Una excelente forma de captar la atención de tus hijos y que se diviertan, es interpretando las voces de cada personaje de la lectura y actuando todo lo que sucede en la historia.

¿Por qué es bueno que tus hijos lean?

Viajar a través de mundos fantásticos, dejarse llevar por una historia conmovedora o acompañar a distintos personajes en sus aventuras, a través de los libros, puede resultar muy beneficioso para todos, sobre todo si se empieza desde muy pequeño.

Según la ONG española Educo, los niños pueden aprender por sí mismos y reflexionar sobre lo que aprenden. Además, les permite ampliar su vocabulario. Otros beneficios son:

Ícono de varita mágica

Estimula la imaginación.

Los cuentos ayudan a estimular la creatividad e imaginación; además, les enseña a buscar soluciones a los problemas.

Ícono enseña valores

Enseña valores.

Los cuentos y los libros infantiles enseñan distintos valores a los niños como la solidaridad, la igualdad, la paz y el respeto por los demás.

Ícono de varita mágica

Entienden sus emociones y sentimientos.

Los cuentos infantiles tienen historias donde las niñas y los niños se pueden sentir identificados, esto les ayuda a comprender sus sentimientos.

Ícono enseña valores

Compartir momentos en familia.

Compartir el momento de lectura con nuestras hijas e hijos, contribuye a fortalecer nuestros vínculos, lo que permite forjar una mayor confianza y complicidad entre ambos.

Cultiva en tus hijos el amor por la lectura. No solo disfrutarán grandes momentos en familia, también ¡les brindarás una gran herramienta para el futuro!